domingo, 30 de diciembre de 2012

La pasion de.......Shakespeare.

Balcon de Romeo y Julieta, Verona






























Es verdad, pues: reprimamos esta fiera condición, esta furia, esta ambición,  por si alguna vez soñamos. Y sí haremos, pues estamos en mundo tan singular, que el vivir sólo es soñar; y la experiencia me enseña, que el hombre que vive, sueña lo que es, hasta despertar. 

Sueña el rey que es rey, y vive con este engaño mandando, disponiendo y gobernando; y este aplauso, que recibe prestado, en el viento escribe  y en cenizas le convierte la muerte (¡desdicha fuerte!): ¡que hay quien intente reinar viendo que ha de despertar en el sueño de la muerte!

Sueña el rico en su riqueza, que más cuidados le ofrece; sueña el pobre que padece su miseria y su pobreza; sueña el que a medrar empieza, sueña el que afana y pretende, sueña el que agravia y ofende, y en el mundo, en conclusión, todos sueñan lo que son, aunque ninguno lo entiende. 

Yo sueño que estoy aquí, destas prisiones cargado; y soñé que en otro estado más lisonjero me vi. ¿Qué es la vida? Un frenesí. ¿Qué es la vida? Una ilusión, una sombra, una ficción, y el mayor bien es pequeño; que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son”.



8 comentarios:

  1. Gracias Toni por una tarde en la que he sido muy feliz recorriendo este remanso de paz y energía positiva. Me llevo el enlace para no perderte. Volveré.

    ResponderEliminar
  2. Ay, el amor.. to have or not to have it, that´s the question and that´s life. Precious, thanks!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hooolaaa!!Veo que tu tambien te has paseado por aquí.... Un abrazo para ti!

      Eliminar
  3. Y vuelvo y volvereeeeeé....

    "Morir, dormir: dormir, tal vez soñar. Sí, ese es el estorbo; pues qué podríamos soñar en nuestro sueño eterno ya libres del agobio terrenal, es una consideración que frena el juicio y da tan larga vida a la desgracia. Pues, ¿quién soportaría los azotes e injurias de este mundo, el desmán del tirano, la afrenta del soberbio, las penas del amor menospreciado, la tardanza de la ley, la arrogancia del cargo, los insultos que sufre la paciencia, pudiendo cerrar cuentas uno mismo con un simple puñal? ¿Quién lleva esas cargas, gimiendo y sudando bajo el peso de esta vida, si no es porque el temor al más allá, la tierra inexplorada de cuyas fronteras ningún viajero vuelve, detiene los sentidos y nos hace soportar los males que tenemos antes que huir hacia otros que ignoramos?"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. OooooH, qué bonito!En lugar de estar aquí debería estar en la misma entrada!Un abrazo!

      Eliminar
  4. Te devuelvo tu visita y permíteme una pequeña corrección: Los versos con los que encabezas esta entrada no son del Hamlet de Shakespeare sino que se trata del monólogo de Segismundo de La vida es sueño, de Pedro Calderón de la Barca. Feliz Año Nuevo desde mi mejana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita. Corrijo el error. Un saludo!

      Eliminar